Obra sin dolor de cabeza: como escoger a los mejores profesionales
Spanish

Para que la obra se lleve a cabo sin grandes problemas es necesario contar con los colaboradores correctos. De nada sirve tener un excelente proyecto e invertir en equipos y materiales de calidad, si los profesionales responsables por llevar a cabo la obra no son los mejores.
 
La contratación de profesionales equivocados puede resultar en mucho dolor de cabeza e incluso comprometer la construcción de forma más seria, con algún problema de estructura, por ejemplo. Y nadie desea tener su nombre asociado a un proyecto con problemas, ¿no es verdad? Para evitar cualquier estrés y acertar en los perfiles más interesantes para actuar en la obra, separamos algunos consejos valiosos. Acompañe a seguir.

Busque indicaciones

En ese mercado, albañiles, maestros de obra, ayudantes y otros profesionales trabajan bastante por indicación. Está siempre el conocido de un conocido que acaba siendo indicado por tener buenas referencias. Hablar con otros profesionales del área y buscar a un profesional bien nombrado en el mercado es una excelente forma de minimizar la chance de equivocarse en la elección.
 
El boca a boca funciona bien a esa hora y nada mejor que contratar a alguien por la referencia de un servicio bien hecho.  Procure hablar con amigos o conocidos que ya necesitaron construir y también con personas que trabajan con inmuebles o construcción, quien actúa en esa área normalmente ya tiene una lista de buenos nombres. Algunas preguntas son importantes:

  • ¿El profesional cumplió el plazo?
  • ¿Su servicio es de calidad? 
  • ¿Toma cuidado con los detalles y acabados?
  • ¿Cobró por el trabajo de forma correcta?
  • En el fin de la obra, ¿organizó el desorden?

Consulta de precios y pedidos de presupuesto

Mejor que encontrar un buen profesional es llegar en aquel que ofrezca un precio justo. Y ahí no existe otro camino, hay que pesquisar, incluso porque el costo de la mano de obra es parte significativa del presupuesto. Lo ideal es buscar por los valores medios practicados en la región o por el tipo de obra, normalmente los profesionales del área sabrán informar, pero es posible también encontrar una referencia en tablas de precios disponibles en publicaciones especializadas o institutos de investigación.

Esa investigación le ayudará en el momento de la contratación para saber si los valores pedidos por los profesionales están o no dentro del promedio. En relación a los costos, es importante tomar en cuenta que tipos de servicio pueden ser más complejos y tener un valor diferenciado.

Llegando a algunos candidatos y teniendo una noción a respecto de los precios, otra buena práctica es pedir presupuestos, deben estar detallados y lo ideal es que los profesionales visiten personalmente el local de la obra para saber lo que debe ser ejecutado. Con esos presupuestos en manos, se torna más fácil decidir cual profesional contratar con base en la inversión que hay disponible para la ejecución del proyecto.

Claridad en la contratación

Es muy importante que esté claro para el profesional la manera cómo se cobrará el servicio. Establecer un régimen de cobranza en contrato ayuda a dejar claro plazos, multas, descripción del trabajo y otras informaciones importantes. Aunque las contrataciones sean de personas físicas, tener un contrato garantiza más seguridad tanto para quien contrata así como para el profesional. En ese punto, en caso de que haya dudas, un profesional puede ayudar con los temas jurídicos. En el momento de los pagos es importante también emitir recibos para evitar cualquier trastorno en el futuro.

Entender las funciones de cada profesional

Entender quién es quién en la obra es fundamental para saber lo que necesita buscar y cómo encontrar a los profesionales correctos. Vea a seguir los profesionales más solicitados y cuál es el papel de cada uno:

Maestro de obras

El maestro de obras es el responsable de supervisar todo el trabajo desde el inicio hasta la conclusión. Es quien normalmente hace el puente entre el ingeniero y todos los otros profesionales y que conoce por completo las etapas de la obra y las actividades que cada profesional está ejecutando.

Albañil

Realiza buena parte del trabajo brazal, siendo el encargado de servicios de albañilería, revestimientos, construcción de muros, paredes, escaleras, tejados, entre otros. Suele ser orientado por el ingeniero responsable de la obra o por el maestro de obras.

Ayudante

El ayudante de albañil auxilia a los otros profesionales en trabajos brazales, como recepción y transporte de materiales, preparación de masa o mezcla, limpieza, etc. Su función es agilizar el trabajo.

Carpintero

En una obra, el carpintero es responsable de la construcción de vigas de madera, andamios y estructuras del tejado.

Electricista

Es el que cuida toda la parte eléctrica, instalando interruptores, tomas de energía, tablero de disyuntores, cableado, etc.

Fontanero / Plomero

La red hidráulica de construcción es de responsabilidad del fontanero o plomero, que realiza la organización de sistemas de agua, desagüe y drenaje.

Colocando ese checklist en práctica habrá menos riesgos de tener que lidiar con profesionales no capacitados o que puedan causar algún problema en la ejecución de los trabajos.